Según datos recogidos recientemente en el IX Congreso Nacional de Alzheimer celebrado en Victoria-Gasteiz, del 1.200.000 personas que sufren alzheimer en España, el 80% son cuidados por sus familiares.

Esto se traduce en el gran desgaste tanto físico como emocional que sufren estas personas que no están lo suficientemente preparados para desempeñar esta importante e imprescindible labor.

Los cuidadores de alzheimer asumen un reto que acarrea en la mayoría de los casos duras consecuencias

Llevar a cabo el cuidado de un paciente con alzheimer, se traduce en un duro impacto tanto físico, económico, mental y social en los cuidadores de alzheimer.

Esta devastadora enfermedad neurodegenerativa aparece en las familias cuando menos lo esperas y normalmente los familiares no están preparados para llevar la dura tarea de cuidar al familiar afectado por la demencia.

Sin duda es un reto que acarrea en la mayoría de los casos duras consecuencias para aquellos que asumen el cuidador del familiar. La falta de tiempo para ellos mismos, cambios en su vida laboral y cambios en su vida familiar van originando poco a poco, según va avanzando la enfermedad, un irreparable desgaste que por desgracias en muchas ocasiones termina apareciendo el temido «síndrome del cuidado quemado», del cual hemos hablado en muchas ocasiones.

El 90% de cuidadores consideran que no cuentan con la suficiente formación

Además, según datos de un estudio realizado por la Fundación Sanitas, 9 de cada 10 cuidadores en España, consideran que no tienen la suficiente formación para abordar el cuidado del familiar. Esto resulta realmente preocupante, ya que conocer de primera mano la causa, el pronóstico y el curso de la enfermedad de alzheimer, es algo primordial para poderse enfrentar a esta dura enfermedad.

Esto conlleva a que un el 40% de los cuidadores de alzheimer consideran que requieren ayuda externa para poder gestionar sus emociones, entre las que el estrés o la ansiedad seguida del miedo y la frustración son los sentimientos más frecuentes.

Así como una gran mayoría destacan la importancia de practicar ejercicio físico o acudir al fisioterapeuta para un óptimo cuidado de su salud física.

El cuidado de un enfermo de alzheimer supone un coste anual de 31.000 euros

Todo esto sumado, a que el cuidado de un paciente de alzheimer supone un gasto medio de 31.000 euros al año, según datos de la Confederación Española de Alzheimer (CEAFA), produce en muchos de los casos una situación de desamparo a los cuidadores de alzheimer.

Desde Centro Neurológico Antonio Alayón, siempre trabajamos con el firme compromiso de ayudar tanto al paciente como a los familiares. Por este motivo les recordamos e invitamos a quien aún no lo saben a entrar en nuestro blog en el que podrán encontrar muchos artículos dedicados a la enfermedad de alzheimer que les resultarán de ayuda.

Para cualquier duda o consulta o si deseas ampliar información para el cuidador de alzheimer, puedes ponerte en contacto con el servicio de Neurologia de Centro Neurológico Antonio Alayón (Santa Cruz de Tenerife – Tenerife)

Centro Neurológico Antonio Alayón, Santa Cruz de Tenerife.

Neurología.